El ministro de Finanzas turco, Berat Albayrak, no espera un gran riesgo para la economía o el sistema financiero, según dijo el miércoles. La declaración se produce en medio de lo que los inversores describen como una crisis cada vez mayor provocada por una venta masiva en la lira, dijo Reuters. La agencia de calificación Moody’s lanzó el martes más alarma sobre los bancos turcos, rebajó la calificación de 20 instituciones financieras y citó el mayor riesgo de un deterioro en el financiamiento. «No vemos un gran riesgo sobre la economía o el sistema financiero de Turquía», dijo Albayrak, yerno del presidente, a los periodistas en su vuelo de regreso de París a principios de esta semana, según Hurriyet. No hubo riesgos porque la deuda pública neta de Turquía y la deuda de los hogares son bajas y su sistema financiero es fuerte, dijo Albayrak.

Fuente