Con la consigna «Únete por el clima» («Rise for climate»), cientos de ciudadanos franceses salieron a las calles este sábado para demandar a las autoridades políticas que favorezcan la preservación del medio ambiente.

La marcha, convocada por activistas ecológicos, no sólo se desarrolló en la capital, también se desplegó a otras 15 ciudades del país, enarbolando a nivel nacional la bandera por medidas urgentes para combatir el cambio climático.

La movilización surge luego de que el ahora exministro de Ecología de Francia, Nicolás Hulot, cuando aún se mantenía en el cargo y antes de presentar su renuncia, indicara «¿Acaso tengo una sociedad estructurada que sale a la calle para defender la biodiversidad? ¿Acaso tenemos una unión nacional sobre un desafío que concierne el futuro de la humanidad y de nuestros propios hijos?».

El político se bajó de su administración, asegurando que se sentía «muy solo, maniobrando los problemas medioambientales del Gobierno».

La marcha vendría a ser una respuesta afirmativa a todas las interrogantes del exministro Hulot por parte del pueblo frances, aseguraron los convocantes. La manifestación ciudadana también congrega a asociaciones ecológicas e integrantes de partidos políticos, entre los que destacan Francia Insumisa y Europa Ecología Los Verdes.

El país busca movilizar fuerzas a nivel internacional que se sumen a favor del planeta para frenar lo que es, hasta ahora, un imponente deterioro de sí mismo.

Expertos han mostrado su preocupación por la situación que vive la Tierra en la actualidad, ya que en pleno siglo XXI se ha observado el creciente avance de la aridez en algunos lugares, junto con la sobrepoblación o el deterioro de los mares, entre miles de temas que aportan al detrimento de nuestro hogar.

Fuente