El Gobierno venezolano le pedirá a la Organización de Naciones Unidas USD 500 millones para financiar el plan Vuelta a la Patria, cuyo objetivo es repatriar a los migrantes venezolanos que han salido de su país huyendo de la crisis.

Así lo anunció el presidente Nicolás Maduro durante un acto con inmigrantes que residen en el país caribeño.

«Se ha puesto de moda denunciar la situación migratoria de Venezuela al mundo y solo quieren crear condiciones para la intervención a nuestra nación», aseguró Maduro.

Sin embargo, los recursos también estarán destinados a “apoyar a inmigrantes colombianos, y de otras nacionalidades, que viven en el país”.

«Ustedes ven al presidente de Colombia en Nueva York pidiendo plata para apoyar a los inmigrantes venezolanos en ese país. Y por qué no piensa en los 12 millones de inmigrantes colombianos que hay en el mundo, en los 2 millones 500 mil inmigrantes colombianos que hay en Estados Unidos, y en los niños colombianos que están en cárceles en la frontera del país norteamericano con México», dijo Maduro.

Durante dicho evento, según la prensa oficial venezolana, el mandatario firmó un decreto para naturalizar a todos los inmigrantes en Venezuela.

«Voy a proceder a firmar un decreto, donde le entrego la legalidad a 8.381 inmigrantes de diversos lugares del mundo y respaldar la migración del mundo», afirmó.

La medida cobija a 5.781 ciudadanos colombianos, 207 ecuatorianos, 253 de Haití, 56 de Italia, 357 de Siria, 92 de Portugal, 392 de Perú, 63 de España y 118 de Chile, entre otros.

 

Fuente