Un poderoso terremoto de 5.9 frente a las costas de Haití ha causado muertes y daños mayores, según los medios locales y la agencia de Protección Civil. El USGS registró el terremoto a unos 19 km de Ti Port-de-Paix, a una profundidad de 11.7 km.

Al menos 11 personas murieron a raíz del terremoto, dijo el secretario de Estado para la comunicación, Eddy Jackson Alexis, al periódico haitiano Le Nouvelliste. Además, se informó que un auditorio colapsó en la parte norte del país, mientras que una estación de policía local también resultó dañada, lo que obligó a la policía a liberar a los detenidos de la custodia como medida de precaución.

El servicio de noticias de Rezonodwez ha informado que varias casas se han derrumbado en Port-de-Paix y que la situación se ha agravado por la lluvia torrencial. También informa que, en áreas periféricas, todo el lado de una iglesia se ha derrumbado y también se han reportado daños mayores en las escuelas y en al menos un hotel.

Varias personas entraron en pánico y se arrojaron desde los balcones de sus casas y varias de ellas murieron, con varios heridos de gravedad, informan los medios locales. Docenas de personas heridas fueron llevadas al Hospital de la Inmaculada Concepción, donde los servicios han sido abrumados.

El presidente Jovenel Moïse instó a la gente a permanecer calmada y señaló que el «sistema de gestión de riesgos y las direcciones regionales de protección civil» se han activado para ayudar al área afectada.

Un terremoto de 7.0 en enero de 2010, con un epicentro al oeste de Puerto Príncipe, mató a más de 220,000 personas y dejó unas 300,000 heridas. En general, alrededor de cinco millones de personas fueron desplazadas por el terremoto cuando golpeó al país más pobre del hemisferio occidental.

Fuente