O venden petróleo o se mueren de hambre. Harán lo mejor para la economía saudí, cuya base es el petróleo”, dijo el viernes Graham en una entrevista con la cadena local Fox News en la que también señaló que el reino árabe “necesita (a Estados Unidos) mil veces más” de lo que Washington necesita a Riad.

Graham hizo tal declaración al responder al presentador Neil Cavuto, quien en tono burlón había preguntado si la decisión de Riad de reducir su producción del petróleo era una manera de agradecer al presidente estadounidense, Donald Trump, su apoyo al príncipe heredero saudí, Muhamad bin Salman, en el caso del asesinato del periodista Jamal Khashoggi.

La semana pasada, Arabia Saudí hizo caso omiso de la campaña de presión pública de Trump para reducir el precio del petróleo y, en cambio, anunció una fuerte caída en su producción en los próximos dos meses.

En línea con las afirmaciones de Graham, el inquilino de la Casa Blanca ha llamado la atención de Arabia Saudí en reiteradas ocasiones sobre los altos precios del petróleo, y ha amenazado con poner fin a la ayuda militar de Washington al reino árabe.

En contraste con la postura de Trump, Graham reiteró su postura favorable a destacar la implicación del príncipe heredero saudí en el macabro crimen que resultó en la muerte de Khashoggi. “Lo hizo, lo sabía y esto no podría suceder sin su conocimiento”, enfatizó.

Por todo ello, el senador republicano dijo que, mientras Bin Salman esté en el poder, EE.UU. no debe mantener lazos normales con Arabia Saudí, pues “no hay nada normal en él”.

Anteriormente, el propio Graham había considerado al gobernante de facto saudí la principal fuente de caos en Oriente Medio y había llamado a expulsarlo del poder.

No obstante, a pesar de todas las pruebas que apuntan a Bin Salman como autor intelectual del asesinato de Khashoggi, Trump sigue rechazando responsabilizarlo, aparentemente con el fin de salvar los pactos milmillonarios existentes entre Washington y Riad.

 

Fuente