El presidente de Bolivia, Evo Morales, inaugurará hoy la carretera Llallagua-Ravelo-Sucre, de 233 kilómetros, que conectará al norte de Potosí con Oruro y, a través de éste, a Cochabamba y La Paz.

El gerente regional de la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC), Edwin Gonzales, informó que con la nueva vía el área potosina, rica en la minería y la agricultura, estará enlazada a esos departamentos, una inversión de 228 millones de dólares.

Gonzales precisó que el tramo a inaugurar comienza en Llallagua, llega a Chacapuco, Lluchu, Ravelo y termina en Sucre.

Chacapuco-Lluchu-Ravelo fueron financiados en un 30 por ciento por la Gobernación de Potosí y el resto por el Estado a través de un crédito del Banco de Desarrollo de América Latina (CAF), mientras que para Chacapuco — Llallagua un 20 por ciento fue asumido por la administración local y el 80 por ciento por el Gobierno nacional, agregó.

Por otra parte, la Gobernación de Chuquisaca asumió un 13 por ciento de la carretera Ravelo-Sucre y el 74 por ciento por el Tesoro General.

La inversión para la construcción de carreteras en Bolivia superó este año los nueve mil millones de bolivianos (más de mil 300 millones de dólares), cifra histórica para ese sector, según fuentes oficiales.

Fuente