El 22 de diciembre, la Ministra de Relaciones Exteriores de Canadá, Chrystia Freeland, pidió a China que libere inmediatamente a dos canadienses, Michael Kovrig y Michael Spavor, que segun ella se encuentran en detención arbitraria.

China se ha opuesto «resueltamente» a las demandas que urgen a Beijing a liberar a dos ciudadanos canadienses detenidos, Michael Kovrig y Michael Spavor, quienes actualmente están detenidos por las autoridades chinas.

Kovrig es un ex diplomático canadiense que actualmente trabaja para el International Crisis Group en China. Fue detenido el 10 de diciembre.

Spavor fue el fundador de una empresa con sede en China que lleva a cabo intercambios culturales con Corea del Norte. Según informes, estaba familiarizado con el líder norcoreano Kim Jong-un.

Se cree que Kovrig y Spavor han sido víctimas de la disputa chino-canadiense por la detención del director financiero de Huawei, Meng Wanzhou.

Pekín y Ottawa se vieron envueltos en una crisis diplomática tras el arresto de Meng Wanzhou por supuestas violaciones de las sanciones contra Irán en Vancouver, el 1 de diciembre, a petición de los oficiales de policía de EE.

Fuente