El comandante en jefe adjunto del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán, el general de brigada Hosein Salami, en declaraciones con motivo de la ‘Epopeya del 9 de dey’, ha precisado que desde la victoria de la Revolución Islámica en 1979, Irán ha infligido “fuertes golpes” a Washington, y lo ha derrotado en “muchas ocasiones”.

Según el alto mando persa, los disturbios en Irán, desatados tras las elecciones presidenciales en 2009, supusieron “el punto culminante” de los complots urdidos por las grandes potencias mundiales contra el país persa.

En este sentido, ha recalcado que la sedición de 2009 fue más peligrosa que la guerra impuesta por Irak contra la nación persa (1980-1988).

 

Fuente