El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, afirmó estar “enormemente preocupado” por la impunidad con la que se producen ataques contra líderes sociales y defensores de los derechos humanos en Colombia, informó Noticias ONU este miércoles.

El último informe trimestral sobre la misión de la ONU en el país, que se dio a conocer el 26 de diciembre de 2018, reseñó que, desde la firma del Acuerdo de Paz en noviembre de 2016, se han verificado 163 asesinatos de líderes sociales y defensores y se ha informado de 454 casos en total.

El titular de la ONU explicó que las alertas tempranas de la Defensoría del Pueblo en Colombia han evidenciado que las víctimas suelen ser personas que participan en actividades como la defensa de la tierra y los recursos naturales; o que llevan procesos de implementación de partes del Acuerdo de Paz, en particular del programa de sustitución de los cultivos de coca y los planes de desarrollo rural, la restitución de tierras. También se han conocido casos en los que las víctimas habían denunciado narcotraficantes y grupos armados ilegales, así como la trata de menores.

La situación de los líderes indígenas, añadió Guterres, merece especial atención, porque se ha producido “un serio aumento” del número de asesinatos, amenazas, casos de confinamiento, desplazamiento forzoso y reclutamiento forzado.

Los asesinatos, según las estadísticas recaudadas, se concentran en tres departamentos: el Cauca, el Norte de Santander y Antioquia. La mayoría tuvieron lugar en zonas abandonadas por las antiguas Farc y donde la presencia del Estado es limitada.

Otra de las cifras que le causa preocupación a la ONU es la cantidad de exmiembros de las Farc asesinados. Unos 85 desmovilizados han sido asesinados desde noviembre de 2016.

Guterres informó que se creó una mesa redonda para apoyar la investigación de ataques contra exmiembros de la extinta guerrilla. En la instancia participan la Subdirección Especializada de Seguridad y Protección de la Unidad Nacional de Protección, la Unidad Especial de Investigación, el partido Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común y la Misión.

“Queda mucho para consolidar la paz”, afirmó el titular de la ONU y añadió que es necesario que el Gobierno, las instituciones del Estado, los partidos políticos, el sector privado y la sociedad civil, con el acompañamiento de la comunidad internacional, hagan realidad los Acuerdos de Paz.

Fuente