La Unión Europea (UE) debe superar sus enfoques duales de jugar a ambos lados de la barrera, cuando intenta no molestar a los estadounidenses y, al mismo tiempo, hace algo para que Irán vea sus verdaderos esfuerzos”, ha criticado este lunes el viceministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Serguéi Riabkov.

En una charla con la prensa, Riabkov ha cuestionado la multiplicación de “solicitudes y demandas artificiales” de la UE a Teherán para poner en acción el mecanismo de pago directo, denominado Instrumento de Apoyo a Intercambios Comerciales (Instex, por sus acrónimos en inglés) y destinado a proteger los vínculos comerciales entre los países europeos e Irán, frente a las ilegales sanciones de EE.UU. contra el país persa.

A una pregunta del corresponsal de la agencia iraní de noticias IRNA sobre la solicitud de la UE para que Irán reduzca o detenga su programa de misiles, Riabkov dice que se trata de un enfoque que Rusia ve como un esfuerzo de Bruselas para satisfacer a Washington.

Los europeos, ha proseguido, no pueden comprender esta realidad que el programa misilística de Irán no es una amenaza, sino una serie de acciones para reforzar su capacidad defensiva nacional, lo cual constituye “un derecho legítimo de Irán”, afirma.

Al tomar la decisión correcta, al decidir a favor de la cooperación normal, ellos (los europeos) deben hacer lo que es necesario: Abrir las compuertas a la cooperación práctica (con Irán)”, ha resaltado el diplomático ruso.

Además, ha llamado a la EU a comenzar ya a realizar “trabajos prácticos” en sus transacciones monetarias y no limitarse solo a los suministros de alimentos, artículos básicos y fármacos, que están eximidos de las sanciones estadounidenses.

De tal manera, Irán podrá ver la eficacia de dicho canal de pagos y conseguir garantías de su uso en el comercio legal y otros acuerdos con terceros países, ha explicado el vicecanciller ruso.

 

Fuente