El gobierno del Reino Unido ha preguntado a Tinder y Grindr qué están haciendo para evitar la explotación infantil en sus aplicaciones de conexión. Pero, ¿quién es el responsable final de mantener a los niños alejados de estas plataformas?

La policía británica ha investigado más de 30 casos de violación infantil desde 2015 que resultaron de niños y adolescentes menores de edad que evadieron los controles de edad en aplicaciones de citas como Tinder y Grindr, según datos obtenidos por Sunday Times. El periódico también se enteró de 60 casos adicionales relacionados con delitos sexuales contra menores que fueron objeto de aplicaciones de citas, y se dice que la víctima más joven tiene solo ocho años.

El gobierno del Reino Unido ahora está presionando las aplicaciones de citas para revelar lo que están haciendo para mantener a los niños fuera de sus plataformas. Los analistas que hablaron con RT se enfocaron en quién es el responsable final de garantizar que los menores no sean explotados en línea.

Yair Cohen, un abogado de redes sociales, argumentó que los gigantes de la tecnología deben ser controlados y responsabilizados.

Stephen Morris, presidente de los demócratas ingleses del noroeste, no estuvo de acuerdo, diciendo que la mejor manera de resolver el problema es la mejor crianza de los hijos, no la intervención del gobierno.

Fuente