En un breve mensaje en su cuenta en la red social Twitter, las fuerzas militares israelíes han indicado que los ataques a los puestos de HAMAS han sido realizados por aviones de guerra y carros de combate.

Según fuentes de seguridad palestinas que han hablado con la agencia de noticias francesa AFP, los ataques israelíes han alcanzado los puestos de observación militar de la Resistencia en tres lugares situados a lo largo de la cerca que separa la asediada Gaza de los territorios ocupados por Israel.

Estas mismas fuentes han agregado que no se habían señalado víctimas del lado palestino.

Según información recogida por la agencia palestina de noticias Maan, los objetivos atacados por Israel estaban en el campamento de refugiados de Al-Bureij (centro) y en la ciudad de Gaza, así como en el este del enclave.

El ejército israelí afirma que los ataques se han llevado a cabo después de que hicieran disparos desde el asediado enclave a las tropas israelíes apostadas al otro lado de la cerca. Según el comunicado israelí, no se reportaron heridos entre los soldados.

Las ofensivas israelíes se producen mientras que los palestinos han vuelto a protestar otro viernes a lo largo de la línea divisoria entre la Franja y los territorios palestinos ocupados para exigir a Israel que levante el bloqueo y reconozca el derecho al regreso de más de 5 millones de palestinos desterrados de sus tierras por los israelíes o que huyeron durante la guerra que siguió a la creación del régimen de Tel Aviv, el 14 de mayo de 1948.

El portavoz del Ministerio de Salud de Gaza, Ashraf al-Qidra, ha informado de que 42 palestinos, incluidos cinco paramédicos y cuatro periodistas, han resultado heridos por los soldados israelíes en esta jornada de protestas en el este del enclave.

Las tropas israelíes han matado a más de 270 palestinos desde que comenzaron las manifestaciones contra la ocupación en la Franja el 30 de marzo de 2018. Además, más de 16 000 palestinos han resultado heridos.

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, advirtió el 27 de marzo de “una gran operación” contra Gaza en un futuro no muy lejano. En respuesta, HAMAS aseguró que las fuerzas de la Resistencia palestina estaban listas “para todos los escenarios” que se presenten en el futuro.

 

Fuente