Autoridades mexicanas repatriaron el sábado a un grupo de 104 hondureños, entre ellos 63 menores de edad debido a su condición de estancia irregular en el país latinoamericano.

El Instituto Nacional de Migración (INM) informó este sábado que el grupo estaba compuesto por 41 adultos y 63 niños y niñas. La mayoría de ellos son familiares.

La dependencia indicó en un comunicado que la repatriación se llevó a cabo vía aérea desde Minatitlán, Veracruz (en el oriente mexicano), a San Pedro Sula, Honduras.

El traslado ocurrió “en acuerdo con las autoridades del gobierno hondureño cumpliendo con las normas y procedimientos migratorios vigentes”, agregó el INM.

El comisionado del INM, Tonatiuh Guillén, informó por su parte que implementó ya un plan de acción para controlar la fuga de extranjeros, como ocurrió en días pasados en la estación migratoria Siglo XXI, ubicada en Tapachula, Chiapas, en la frontera con Guatemala.

El jueves pasado, alrededor de mil 300 personas salieron de las instalaciones en las primeras horas de la noche. Horas después unos 700 migrantes regresaron al centro.

El INM anunció que ya interpuso denuncias penales por los daños ocasionados a las instalaciones y la policía mexicana ya busca a los responsables.

Fuente