El gobierno de Sri Lanka ha prohibido el uso del velo facial a las mujeres acogiéndose a una medida excepcional amparada por la ley de emergencia nacional. El veto al velo se produce después de los mortales atentados del domingo de Pascua, reivindicados por elEstado Islámico, y que costaron la vida a unas 250 personas.

Las autoridades de Sri Lanka justifican esta medida en la necesidad de facilitar la identificación de personas que puedan conducir a la detención de todos los participantes y colaboradores de los atentados que sigan con vida, ya que los ataques se perpetraron merced a hombres bomba que se suicidaron. Los investigadores persiguen desarticular por completo la red de apoyo que pueda quedar intacta en esta isla del Índico.

La comunidad musulmana srilanquesa teme que esta prohibición, de extenderse mucho en el tiempo, acabe por generar tensiones religiosas que puedan alimentar conflictos internos. Esta advertencia se produce en un país muy sensibilizado con la violencia tras su larga guerra civil como consecuencia de las aspiraciones separatistas de unas milicias del norte del país, conocidas como los tigres tamiles.

“Es una orden presidencial prohibir cualquier prenda de vestir que cubra las caras con efecto inmediato”, dijo a Reuters Dharmasri Bandara Ekanayake, portavoz del presidente Maithripala Sirisena.

 

Fuente