Vladimir Vignjevic, un carpintero y admirador del ex presidente de Yugoslavia Josip Broz Tito, hoy en Belgrado mostró su enorme colección de recuerdos de Tito en el 39 aniversario de su muerte.

La colección incluye alrededor de 200 libros, el mismo número de fotografías, así como abrigos, pinturas y distintivos de la época yugoslava.

«Cuando yo tenía siete años murió Tito. Mi padre, que era un oficial del ejército en la guardia de Tito, me llevó al funeral. Este fue el funeral que nunca se repetirá, la grandeza y la humanidad de ello. Princesas vinieron a presentar sus respetos, reyes, todos los altos oficiales del ejército de todos los países», dijo Vignjevic.

Vignjevic, de 46 años, agregó que comenzó su colección cuando tenía 12 años y que había estado visitando la tumba de Tito durante los últimos 30 años.

Tito murió el 5 de mayo de 1980 después de gobernar por 35 años. Fue el líder de la resistencia y la liberación Yugoslava del yugo nazi en la Segunda Guerra Mundial.