El déficit comercial de Estados Unidos se situó en marzo último en 50 mil millones de dólares, una cantidad superior al registro revisado del mes precedente, comunicó hoy el Departamento de Comercio.

Tal cifra constituye un incremento de 1,5 por ciento en relación a los 49 mil 300 millones de dólares de febrero último, que primero se ubicaron en 100 millones menos.

De acuerdo con el reporte oficial, en el tercer mes de 2019 las exportaciones y las importaciones aumentaron un y 1,1 por ciento a 212 mil millones y 262 mil millones de dólares, respectivamente.

Informaciones de prensa subrayaron que la mencionada diferencia negativa entre lo que un país compra y lo que vende en el extranjero resultó levemente inferior al pronóstico realizado por los especialistas en el asunto.

A juicio del presidente norteamericano, Donald Trump, los persistentes desbalances de dicho tipo se deben a prácticas abusivas de socios comerciales de su país.

También, el mandatario menciona los malos acuerdos que dejan en desventaja a las empresas estadounidenses o las alientan a trasladar sus fábricas al exterior.

Para muchos economistas, los déficits son fundamentalmente consecuencia de que Estados Unidos gasta de manera sistemática más de lo que produce.

Fuente