Al menos cinco civiles, cuatro de ellos niños, fueron asesinados en Siria después de que varios cohetes impactaran en una ciudad en la provincia de Hama, centro-oeste del país.

La agencia de noticias oficial de Siria, SANA, informó que el ataque con cohetes en la ciudad de Suqaylabiyah, lanzado por grupos militantes, mató a cuatro niños y una mujer e hirió a otros seis niños el domingo.

El ataque también infligió daños materiales en casas y propiedades civiles, agregó.

La ciudad, situada en la parte noroeste de Hama, fue atacada por grupos terroristas ubicados en varias ciudades y aldeas en el norte de Hama y en la parte sur de la provincia de Idlib, según el informe.

Dijo que las áreas donde los terroristas ocupaban posiciones cayeron dentro de una zona desmilitarizada y que el ataque mortal del domingo violó flagrantemente un acuerdo de desescalada.

Una fuente militar siria dice que los terroristas Takfiri en Idlib se están preparando para lanzar ataques en sitios militares en Latakia y Hama.

El informe también dijo que poco después del ataque, las tropas del ejército sirio que operaban en el área lanzaron un contraataque contra los terroristas, destruyendo algunos de sus escondites y plataformas de lanzamiento de cohetes.

El miércoles, varios civiles, entre ellos un niño, resultaron heridos luego de que terroristas llevaron a cabo un ataque con cohetes en la ciudad de Karnaz, en el noroeste de Hama.

La militancia respaldada por extranjeros, apoyada por los Estados Unidos y muchos de sus aliados occidentales y regionales, estalló en Siria en 2011. Los militantes y los terroristas de Takfiri invadieron grandes extensiones del territorio de Siria antes de que las fuerzas gubernamentales los retomaran con la ayuda de los aliados de Damasco.