EE.UU. advirtió a la Unión Europea que los planes de defensa de esta última ponen en peligro la integración transatlántica de las industrias militares y la cooperación en el marco de la OTAN, informó el diario El País, citando una carta de la subsecretaria de Defensa para Adquisiciones, Ellen Lord, a la jefa de política exterior de la UE, Federica Mogherini.

La carta, obtenida por el periódico El País, se produjo después de la votación del Parlamento Europeo a favor de asignar 13.000 millones de euros (14.600 millones de dólares) para el Fondo de Defensa de la UE para el período 2021-2027 que tuvo lugar a mediados de abril.

Además, Washington se opone a la iniciativa de Cooperación Estructurada Permanente de la UE (PESCO), según la cual el número de proyectos conjuntos de defensa y seguridad de la UE se duplicó a 34 en lugar de los 17 anteriores, mientras que la participación de terceros países en PESCO requiere la aprobación unánime de todos los miembros de la UE.

Los Estados Unidos destacaron en la carta que la Unión Europea desarrolló sus capacidades militares de tal manera que apareció la duplicación, la incompatibilidad de los sistemas militares y la competencia innecesaria entre la OTAN y la Unión Europea. La carta también decía que la política militar europea podría socavar las relaciones entre la OTAN y la Unión Europea, dijo el periódico.

La carta estaba dirigida al vicepresidente de la Comisión Europea, Jyrki Katainen, y al presidente del Parlamento Europeo, Antonio Tajani, también, según El País.

PESCO se estableció en 2018 y tiene como objetivo mejorar la cooperación militar y de defensa de la UE. El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, dijo que el armamento desarrollado dentro de PESCO también debería estar disponible para los miembros de la OTAN.