La declaración se produce después de que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, no descartó antes que el Pentágono envíe más de 1.500 soldados a Medio Oriente, luego del despliegue de un grupo de ataque de portaaviones y un grupo especial de bombarderos en la región. El objetivo es contener lo que Washington describe como una supuesta «amenaza iraní».

Irán ha indicado que está dispuesto a usar su armamento «secreto» para hundir los buques de guerra estadounidenses que fueron enviados anteriormente a la región del Golfo Pérsico.

«EE.UU.[…] está enviando dos buques de guerra a la región. Si cometen la más mínima estupidez, enviaremos estos barcos al fondo del mar junto con su tripulación y aviones usando dos misiles o dos nuevas armas secretas», dijo el general Morteza Qorbani, un asesor del mando militar de Irán, a la Agencia de noticias iraní Mizan.

Fuente

Etiquetas: ; ;