Irán derribó un avión no tripulado de reconocimiento estadounidense cerca del Estrecho de Ormuz el jueves, luego de que el avión no tripulado violara el espacio aéreo de la República Islámica.

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, canceló sus ataques planeados contra Irán después de haber publicado inicialmente en Twitter el jueves que la República Islámica había cometido un «gran error» al derribar un avión de vigilancia por un valor de 130 millones de dólares.

En un artículo del New York Times publicado anoche, la publicación dijo que Trump había dado marcha atrás en su plan para atacar los sistemas de misiles de Irán.

Inicialmente, Trump había aprobado ataques contra varios objetivos, como radares y baterías de misiles, según el periódico, citando a altos funcionarios de la administración involucrados o informados sobre las deliberaciones.

Los ataques debían realizarse justo antes del amanecer del viernes para minimizar el riesgo para el ejército iraní o para los civiles, agregó.

Los aviones estaban en el aire y los barcos estaban en posición, pero no se dispararon misiles, cuando llegó la orden de retirarse, citó un alto funcionario de la administración.

La abrupta reversión puso fin a lo que habría sido la tercera acción militar de Trump contra objetivos en Medio Oriente, agregó el periódico, diciendo que Trump había atacado dos veces a objetivos en Siria, en el 2017 y el 2018.

Sin embargo, no está claro si los ataques contra Irán podrían seguir adelante, dijo el periódico, y agregó que no se sabía si la cancelación de los ataques había resultado de que Trump cambiara de opinión o de las preocupaciones de la administración con respecto a la logística o la estrategia.

Fuente

Etiquetas: ; ;