Catorce personas murieron y otras 13 desaparecieron luego de las fuertes inundaciones en la región de Irkutsk en Siberia Oriental, informó el martes el Ministerio de Emergencias de Rusia.

«En una operación conjunta con el Ministerio del Interior de Rusia en la región de Irkutsk, se encontraron a 14 personas muertas, cuatro de ellas murieron en el distrito de Nizhneudinsky, nueve en el distrito de Tulunsky y otra en el distrito de Tayshetsky«, dijo un portavoz de la ministerio.

«Las pruebas forenses han confirmado que seis personas murieron por ahogamiento y otra por hipotermia, falleció en el hospital», dijo el portavoz. Se identificaron trece cadáveres.

Otras 13 personas han desaparecido, incluido un niño, y diez de ellas son ciudadanos del distrito de Tulunsky y otras tres viven en el distrito de Nizhneudinsky.

Según el centro de medicina de emergencia de Irkutsk, 1.258 personas buscaron asistencia médica en las áreas afectadas por las inundaciones. Unas 191 personas han sido hospitalizadas con hipotermia, incluidos 38 niños.

Las inundaciones en la región de Irkutsk comenzaron después de lluvias torrenciales a fines de junio. Se introdujo un estado de emergencia en las zonas afectadas por las inundaciones. El nivel del agua en el río Iya ha aumentado siete metros por encima de la marca crítica. Hasta 83 poblados en seis distritos se han visto afectados por el desastre. Más de 6.600 casas de vivienda, que albergan a más de 32.000 personas, se han inundado. Durante la noche hasta el 30 de junio, el presidente ruso Vladimir Putin mantuvo una reunión en la ciudad de Bratsk sobre la situación en las zonas inundadas.

Fuente

Etiquetas: ; ; ;