Dudas sobre la dependencia de Estados Unidos del candidato a la presidencia de Bolivia Carlos Mesa provoca hoy la confirmación de su alianza con la senadora Carmen Eva Gonzales, firmante de una solicitud de intervención de Washington.

Gonzales fue una de los 12 legisladores opositores que el 1 de abril remitieron una misiva al presidente estadounidense, Donald Trump, en la que le piden que ‘tenga a bien interceder en América Latina y evitar que (el mandatario) Evo Morales vuelva a postularse a la presidencia de Bolivia’.

Consecuente con el interés de promover la injerencia de Estados Unidos, la nueva aliada de Mesa de cara a los comicios del 20 de octubre, reiteró este 4 de julio en declaraciones a la edición digital del periódico Cambio la proposición de que la Agencia Antidrogas de Estados Unidos (DEA, por sus siglas en inglés) retorne a la nación suramericana.

‘Estoy de acuerdo con que vuelva la DEA porque nuestro país está calificado como un narco Estado y una fuerza cocalera que se encuentra en el Chapare’, expresó Gonzales al diario gubernamental.

Por conspirar contra el Gobierno y realizar espionaje político, Morales anunció el 1 de noviembre de 2008, durante un acto en Chimoré, Cochabamba, que las operaciones de la DEA en Bolivia quedaban detenidas indefinidamente.

Desde una posición distinta a la de su nueva correligionaria, Mesa aseguró el 2 de julio ante la prensa que de ganar las elecciones reanudará las relaciones con Estados Unidos, suspendidas también desde 2008, pero expresó no estar de acuerdo con el retorno de la DEA.

El candidato de la alianza opositora Comunidad Ciudadana (CC) formuló esas declaraciones al verse cuestionado por la diputada del oficialista Movimiento al Socialismo Valeria Silva, quien le exigió aclarara si los 10 millones de dólares que posee esa formación para iniciar la campaña electoral provienen de Estados Unidos.

‘Carlos Mesa ha estado hace unos días en Estados Unidos, la pregunta es, ¿él fue a buscar aportantes? ¿De dónde consiguió ese dinero?’, preguntó Silva.

Según la legisladora, no es casual que pocos días después de haber vuelto de Estados Unidos, el ahora apartado vocero de CC Diego Ayo anunciara que Mesa tiene cerca de 10 millones de dólares para su campaña.

Ayo aseguró el 30 de junio en entrevista al diario Página Siete que la cifra millonaria fue recaudada en kermeses (verbenas de carácter benéfico) y con aportes de personas particulares para que el exgobernante partidario del neoliberalismo enfrente los comicios generales del 20 de octubre, versión que la legisladora puso en duda. Recordó Silva que en Estados Unidos existe la práctica de lo que denominó ‘lobby empresarial’ para costear los gastos electorales de los partidos políticos a cambio de que estas agrupaciones velen por intereses del sector privado.

Al advertir que ese modo de actuar es absolutamente ilegal en el Estado Plurinacional, evocó el viaje reciente del candidato de CC a la nación del norte.

‘Nos preguntamos a esta altura si Carlos Mesa se ha transportado a Estados Unidos para recaudar estos 10 millones de dólares -reflexionó la legisladora-, que por lógica no pueden venir todos de ferias, de rifas ni de quermeses’.

Según la diputada, la transparencia en el manejo del dinero que usan los partidos políticos es una obligación por mandato de la Ley de Organizaciones Políticas, por lo que reiteró la exigencia de que Mesa explique el origen de los recursos para su campaña.

El candidato de CC propuso el 28 de junio en entrevista a El Deber Radio una ‘relación plena’ con el Gobierno de Estados Unidos si gana las elecciones generales de octubre, y argumentó que Bolivia es un ‘país pequeño’ que necesita relacionarse con la ‘primera potencia del mundo’.

Al salir al paso a estos puntos de vista el 29 de junio durante un acto conmemorativo de los 258 años del municipio de Sacaba, en Cochabamba, el presidente Evo Morales advirtió que plantear retomar las relaciones con Estados Unidos es igual ‘a pedir el retorno de la DEA y la instalación de bases militares extranjeras en territorio nacional para someter al pueblo’. oda/jpm

Etiquetas: ; ; ; ;