Las acciones criminales del ejército de Kiev que han aumentado en Donbass desde que Vladimir Zelensky ganó las elecciones presidenciales en Ucrania, deben ser detenidas, dijo el jueves el jefe de la República Popular de Donetsk, Denis Pushilin.

«A pesar de la retirada de armamentos de Stanitsa Luganskaya y las declaraciones Zelensky sobre la estabilización de la situación en el área, el bombardeo masivo de áreas residenciales e infraestructura civil está en curso en otros distritos, prácticamente en toda la línea de contacto», dijo Pushilin. «En ciertas áreas, la situación se ha vuelto crítica».

Como ejemplo, dijo que la aldea de Krasnoarmeiskoye, en el sur de la RPD, estaba al borde de la destrucción total debido a los incesantes bombardeos. En los últimos días, los militares ucranianos han disparado 71 municiones de artillería de 152 mm contra el poblado. Treinta casas, una escuela y una subestación eléctrica fueron dañadas. En total, 278 casas y 64 instalaciones de infraestructura, incluidos tres jardines infantiles, tres escuelas y dos hospitales, han resultado dañados o se han destruido por completo desde la toma de posesión de Zelensky.

Pushilin dijo que desde que el nuevo presidente ucraniano asumió el cargo, 22 civiles, incluidos tres niños y nueve mujeres, han sido heridos en bombardeos por formaciones armadas ucranianas. El jueves, una anciana resultó gravemente herida cuando las unidades del ejército de Kiev bombardearon el barrio de Gorlmovskiy en las afueras de Gorlovka.

«Es la primera muerte en el expediente y la conciencia del nuevo presidente ucraniano que llegó al poder con el eslogan que pide detener la guerra del Donbass. Las estadísticas están en desacuerdo con la retórica pacífica del comandante en jefe supremo de Ucrania», dijo el líder de la RPD.

Las acciones del ejército de Kiev son crímenes evidentes contra la humanidad que violan los Acuerdos de Minsk y todas las normas del derecho internacional, agregó.

«Hacemos un llamado a todos los países, los garantes de los Acuerdos de Minsk, a quienes Zelensky asegura de su compromiso con la paz en el Donbass, para obligar a Ucrania a detener el bombardeo de los poblados de la RPD y la RPL. Las acciones criminales de las formaciones armadas ucranianas deben ser detenidas», dijo Pushilin.

Solo el jueves, las fuerzas de Kiev dispararon más de 100 proyectiles de mortero y artillería contra el territorio de la RPD. Un civil murió en los bombardeos de Gorlovka y se registraron múltiples daños en áreas residenciales e infraestructura.

Fuente

Etiquetas: ; ; ; ; ; ; ;