El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, dijo el viernes que no está preocupado por las críticas que ha estado recibiendo sobre la posible nominación de su hijo Eduardo Bolsonaro al cargo de embajador de Brasil en Estados Unidos.

Desde que el presidente confirmó la posibilidad de la nominación el jueves, ha sido criticado por la aparición del nepotismo y por la inexperiencia de su hijo en la diplomacia para ocupar lo que se considera una de las posiciones más complejas en el servicio diplomático de Brasil.

Bolsonaro dijo que su hijo, que actualmente se desempeña como representante federal en la Cámara de Diputados, está calificado para el puesto. Destacó que Eduardo es amigo de los hijos del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, habla inglés y español y encabeza el Comité de Relaciones Exteriores en la Cámara.

Eduardo Bolsonaro dijo que aceptaría la posición si se le ofreciera. Anteriormente el viernes, se reunió con el ministro de Relaciones Exteriores, Eduardo Araujo, y dijo que el ministro apoya su nombramiento.

En Brasil, la nominación para cualquier cargo de embajador es hecha por el presidente, pero el candidato debe ser interrogado por el Senado y aprobado tanto por el Senado como por la Cámara de Representantes.

La embajada de Brasil en Washington se quedó sin embajador desde abril, cuando Bolsonaro retiró el anterior.

Fuente

Etiquetas: ; ; ;