Las protestas contra el proyecto de ley contra la extradición de Hong Kong se tornaron violentas luego de que la policía persiguió a los «manifestantes» en el centro comercial en Sha Tin el domingo.

Los «manifestantes» se enfrentaron con la policía, lanzándoles paraguas y otros objetos. Los oficiales tuvieron que acompañar en un punto a los clientes fuera del centro comercial.

El gobierno suspendió el proceso legislativo del proyecto de ley y la presidenta ejecutiva de Hong Kong, Carrie Lam, se disculpó públicamente por la controversia sobre la iniciativa legal.

No obstante, quienes se oponen al proyecto de ley solicitan su retiro completo, así como la liberación incondicional de todos los «manifestantes» arrestados, la formación de una comisión independiente de investigación sobre el comportamiento de la policía y el sufragio universal.

Etiquetas: ; ;