El ministro del Interior italiano, el viceprimer ministro Matteo Salvini, se negó a aceptar un barco con 135 inmigrantes a bordo, que fueron rescatados previamente por la guardia costera italiana. Como dijo Salvini el viernes 26 de julio, «primero, otros países de la UE deben expresar su disposición a aceptar refugiados». Ahora la Comisión Europea se está ocupando del tema de la distribución de migrantes.

Ese mismo día, unos 140 refugiados fueron aceptados en Malta, que fueron rescatados por las fuerzas armadas del país.

Matteo Salvini, quien dirige el partido populista de derecha, la Liga, se ha negado repetidamente a aceptar barcos con migrantes. Hace aproximadamente un mes, las autoridades italianas detuvieron a la capitana del barco Sea-Watch-3, la alemana Carola Rackete, quien ignoró la prohibición y trajo refugiados a la isla italiana de Lampedusa. Rackete fue luego liberada y deportada.

Recordemos, el 25 de julio, se supo que un barco con inmigrantes se hundió frente a las costas de Libia. 150 personas desaparecieron, los cuerpos de 62 muertos ya han sido encontrados. Esta tragedia en la ONU fue llamada la peor en el Mediterráneo este año.

Fuente

Etiquetas: ; ; ; ;