México restaurará dos centros de inmigración en la frontera norte como parte de un proyecto para mejorar las condiciones y acelerar el procesamiento de nuevos inmigrantes, dijo el viernes el Ministerio de Relaciones Exteriores de México en un comunicado.

Las estaciones del Instituto Nacional de Migración (INM) están ubicadas en las ciudades de Hermosillo, en el noroeste del estado de Sonora, y en Monterrey, en el norte del estado de Nuevo León.

Su restauración es parte del esfuerzo de la segunda etapa para mejorar las instalaciones de inmigración, que ya comenzó en la frontera sur de México, según el comunicado.

El Ministerio de Relaciones Exteriores de México anunció el 17 de julio la rehabilitación de las instalaciones del Instituto Nacional de Migración, así como los refugios para niños migrantes en la frontera sur, ya que esos centros carecían de la capacidad para lidiar con el flujo actual de migrantes centroamericanos que viajan a través de México hacia los Estados Unidos.

«En el pasado, México no estaba preparado para este tamaño de flujo migratorio», explicó Maximiliano Reyes, subsecretario del ministerio para América Latina y el Caribe.

La cantidad de migrantes que viajan a través de México hacia los Estados Unidos ha crecido este año al nivel más alto en una década, incluidos miles de niños y adolescentes que emigran con sus padres o por su cuenta.

El gobierno mexicano aumentó las medidas de control de inmigración en junio después de llegar a un acuerdo con la administración del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, quien se había quejado de la gran cantidad de centroamericanos que llegaron a su frontera en los primeros cinco meses del año.

Fuente

Etiquetas: ; ; ; ;