La agencia espacial rusa afirma haber encontrado una forma poco convencional de equipar sus satélites con características de sigilo, lo que los hace difíciles de detectar desde la Tierra. Una envoltura especial puede ser la solución, dicen.

Roscosmos ha inventado una tecnología de primer nivel que implica cubrir los satélites con una envoltura de burbujas de aire única que dispersa la luz, informaron medios rusos. Se dice que el método reduce la visibilidad del satélite en 10 veces o más cuando se observa con telescopios desde la Tierra.

La agencia dice que la tecnología, que parece ser de doble uso, podría emplearse para «ocultar» los satélites que viajan entre 10,000 y 20,000 km sobre la superficie de la Tierra.

Rusia, el primer país que envió un satélite a órbita, recientemente reveló una nueva tecnología que involucra a la nave espacial no tripulada. Justo este mes, Roscosmos presentó una solución al creciente problema de los desechos espaciales: un satélite que se destruiría al final de su vida útil.

El nuevo tipo de satélite presentaría materiales que se subliman, lo que significa que pasan directamente de sólido a gas sin convertirse en líquido.

Etiquetas: ; ; ;