Después de una visita a Kishinev con motivo del 75° aniversario de la liberación de Moldavia de los invasores nazifascistas en la Gran Guerra Patria (1941-1945), el ministro de Defensa de Rusia, Sergey Shoigu, llegó a Transnistria.

Allí, en la fortaleza de Bendery, se encontró con el jefe de la República Transnistria, Vadim Krasnoselsky. Juntos depositaron flores en el monumento a Alexander Nevsky.

Después de eso, Shoigu otorgó a cinco efectivos de mantenimiento de la paz rusos y cinco de Transnistria el premio «Por el fortalecimiento de la Cooperación militar», después de lo cual comenzó una reunión oficial.

Fuente

Etiquetas: ; ; ; ; ;