El 1 de septiembre, la situación militar en la línea de contacto libanés-israelí se intensificó después de que unidades de las Fuerzas de Defensa de Israel (FDI) bombardearon las Granjas Shebaa en el sur del Líbano. Un avión no tripulado israelí también arrojó varias granadas incendiarias en Bestrah causando fuego.

En respuesta, Hezbolá lanzó un misil guiado antitanque en una posición militar israelí cerca de Avivim, supuestamente destruyendo un vehículo militar.

Luego, las FDI apuntaron al sur del Líbano con al menos 100 proyectiles y emplearon helicópteros de combate.

Fuente

Etiquetas: ; ; ;