El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, declaró anteriormente que le había pedido al asesor de seguridad nacional que abandonara la administración, mientras que Bolton dijo que fue su decisión renunciar.

El embajador iraní ante las Naciones Unidas, Majid Takht-Ravanchi, dijo el miércoles que la República Islámica no tiene planes de iniciar negociaciones con Estados Unidos incluso después de la renuncia de John Bolton, uno de los halcones más conocidos de la administración Trump.

«La partida del asesor de seguridad nacional de Estados Unidos, John Bolton, de la administración del presidente Donald Trump no empujará a Irán a reconsiderar las conversaciones con Estados Unidos», dijo, según lo citado por la agencia estatal de noticias IRNA.

Mientras tanto, el presidente iraní, Hassan Rouhani, instó a Washington a dejar de presionar a su país, y agregó que Teherán continuará reduciendo sus obligaciones en virtud del acuerdo nuclear de 2015, si es necesario.

Bolton, que estaba presionando por una postura dura contra Irán, renunció a su cargo como asesor de seguridad nacional a principios de esta semana. Según Trump, el funcionario tuvo desacuerdos con otros miembros de la administración y con él también.

Mientras tanto, los lazos entre Washington y Teherán continúan empeorando. Irán anunció una decisión de abandonar constantemente sus propias obligaciones JCPOA cada 60 días a menos que los otros signatarios del acuerdo logren facilitar las exportaciones y el comercio de petróleo iraní con el país a pesar de las sanciones de Estados Unidos.

Fuente

Etiquetas: ; ; ; ; ;