Irán y Rusia han firmado documentos finales de un acuerdo que permite a Moscú otorgar un préstamo de 1.200 millones de euros a Teherán para la construcción de una importante planta de energía al sur de Irán.

El ministro de Energía de Irán, Reza Ardakanian, dijo el domingo que Irán ahora podía acceder al préstamo para iniciar las actividades de construcción en la central eléctrica de Sirik después de que las autoridades iraníes y rusas firmaron los documentos finales relacionados con el acuerdo del préstamo.

«Debido a las formalidades operacionales prolongadas, el acuerdo … necesitaba un apéndice para extender su duración», dijo Ardakanian, y agregó que representantes de los ministerios de finanzas de Irán y Rusia firmaron el apéndice más temprano en el día en Teherán para finalizar el préstamo.

El ministro dijo que las actividades de construcción de la principal planta de energía, que se encuentra en la costa del Golfo Pérsico frente al Estrecho de Ormuz, comenzarían dentro de dos meses.

El anuncio se produce menos de un mes después de que Ardakanian viajara a Moscú para discutir asuntos energéticos con las autoridades rusas.

Él había dicho durante el viaje que el préstamo ruso largamente esperado para Sirik, una planta de energía de 1,400 megavatios que se estima costará € 1,4 mil millones, se pagará pronto.

Ardakanian dijo que Rusia había firmado acuerdos iniciales con Irán para otorgar al país entre 650 y 700 millones de euros en otros préstamos para dos grandes proyectos de electricidad.

Dijo que Irán también está buscando utilizar fondos rusos para un importante proyecto ferroviario que une Incheboron, en el noreste, con Garmsar, ubicado al este de la capital, Teherán.

La creciente participación de Rusia en proyectos dentro de Irán se produce en un momento de sanciones impuestas por Estados Unidos.

Irán ha tratado de utilizar las finanzas rusas para su creciente sector eléctrico. Una vez que esté en pleno funcionamiento, el proyecto Sirik agregaría unos 12 teravatios-hora de energía a la producción actual de Irán de más de 300 TWh.

Rusia ha anunciado que está específicamente interesada en proyectos de desarrollo en la industria petrolera de Irán, el principal objetivo de las sanciones estadounidenses, y las autoridades dicen que Moscú invertirá hasta $ 10 mil millones en tales proyectos.

Fuente

Etiquetas: ; ; ; ;