Rusia ha intensificado sus actividades militares, comerciales y de exploración en el Ártico mediante la construcción de infraestructura de transporte y energía y el desarrollo de la Ruta del Mar del Norte como parte del Pasaje del Norte del Ártico, que une Europa y Asia.

El servicio de prensa de la Flota del Norte de Rusia dijo el lunes que los militares del país habían desplegado nuevos sistemas S-400 Triumph en el archipiélago de Novaya Zemlya en el Ártico.

«El regimiento de defensa aérea de la Flota del Norte de Rusia desplegado en la isla Yuzhny del archipiélago de Novaya Zemlya ha sido completamente reequipado con nuevos sistemas S-400», se lee en el comunicado.

El personal ha sido re-entrenado para poder usar los sistemas más nuevos; anteriormente había utilizado sistemas S-300.

«Los sistemas de defensa aérea más nuevos aumentan la zona aérea en la región que está bajo el control de nuestro ejército», señala el comunicado.

Si bien Rusia ha intensificado sus actividades militares, comerciales y de exploración en la región, sus actividades han sido criticadas por algunos países, incluido Estados Unidos. Respondiendo a las críticas, el canciller ruso, Sergei Lavrov, dijo que Moscú no está amenazando a nadie, y señaló que solo actúa para garantizar capacidades suficientes para la defensa.

En un intento por evitar conflictos en el Ártico, las principales potencias de la región, a saber, Canadá, Dinamarca, Finlandia, Islandia, Noruega, Rusia, Suecia y Estados Unidos, han establecido el Consejo Ártico, un foro de cooperación intergubernamental. Se reúne cada seis meses a nivel de altos funcionarios del Ártico y también celebra reuniones ministeriales bienales.

Fuente

Etiquetas: ; ; ;