Rusia, China y otros estados miembros de la Organización de Cooperación de Shanghai (OCS) han comenzado ejercicios militares a gran escala en suelo ruso.

Las maniobras, conocidas como Tsentr-2019, comenzaron el lunes en Orenburg, al sur de los Urales de Rusia en un área cerca de Kazajstán, y culminarán con el despliegue de 128,000 soldados que transportan o trabajan con 20,000 equipos o armas militares. Los ejercicios también incluyen un total de 600 aviones militares y 15 buques de guerra.

Durante seis días, las tropas que representan a los estados de Asia Central, India y Pakistán llevarán a cabo capacitación en el Óblast de Astracán, la región del Cáucaso del Norte de la República Rusa de Daguestán, el Óblast de Cheliábinsk, el Altai siberiano y Kemerovo.

Según el ministerio de defensa ruso, las tropas que participan en los simulacros incluyen las de China, India, Pakistán, Kazajstán, Kirguistán, Tayikistán y Uzbekistán.

Los ejercicios se realizan con el objetivo de prepararse para luchar contra el terrorismo internacional y proteger la región estratégica de Asia Central.

El Tsentr-2019 puede ser el primero de su tipo que involucra fuerzas multilaterales en Rusia e incluye la cooperación entre archirrivales India y Pakistán.

Esta semana, los simulacros se realizarán en dos etapas, con «simulacros ofensivos masivos» en la segunda o última fase.

Un ejercicio similar, Tsentr-2015, involucró solo la participación de Kazajstán, 95,000 soldados y menos de 10,000 piezas de equipo militar o armas.

Fuente

Etiquetas: ; ; ;