Arabia Saudita le pidió a la compañía nacional de comercialización de petróleo de Iraq 20 millones de barriles de crudo para abastecer las existencias del país después de un ataque a las instalaciones de Saudi Aramco, informó el jueves el Wall Street Journal citando a dos fuentes familiarizadas con el asunto.

Según el periódico, Saudi Aramco declinó hacer comentarios, mientras que Ali Nazar Shatar, subdirector de ventas de crudo de la Organización Estatal Iraquí para la Comercialización del Petróleo, dijo que no había contrato entre la organización y la empresa saudita.

El ataque con aviones no tripulados del sábado contra las instalaciones de Arabia Saudita acabó con más de la mitad de la producción diaria de petróleo del país. El Movimiento Houthis de Yemen se atribuyó la responsabilidad del ataque, sin embargo, las autoridades sauditas y estadounidenses acusaron a Teherán de orquestar el asalto.

La república islámica refutó las acusaciones, afirmando que Riad no sabe nada sobre el incidente y enfatizó que el reino no pudo explicar por qué el sistema de defensa del país no podía interceptar misiles y aviones.

Sin embargo, el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, dijo que había ordenado aumentar las sanciones a Irán por su presunto papel en los recientes ataques a las instalaciones petroleras.

El ataque provocó un aumento considerable en los precios del petróleo en todo el mundo.

Fuente

Etiquetas: ; ; ; ; ; ;