Por Néstor Francia

El camino abierto con el Otro Diálogo convocado por nuestro Gobierno apenas comienza a recorrerse. Es un camino arduo, lleno de dificultades y con grandes enemigos, inclusive en sectores extremistas y sectarios que hacen vida en el chavismo. Es necesario cuidar está herramienta nacional con sinceridad, honestidad y espíritu de apertura. Sería conveniente cumplir con los acuerdos alcanzados e impulsar nuevos acuerdos, y sobre todo mantener la firme decisión de seguir adelante pasándole por encima a cualquier obstáculo, presión o demora.

El Otro Diálogo debe ser considerado un asunto prioritario y jamás concebirlo como una táctica oportunista de la cual solo quiera sacase ventajas atinentes a intereses secundarios o grupales. Es necesario que prive la buena fe y el interés nacional. No podemos esperar que todos los participantes nos acompañen hasta el final o se comporten con grandeza, ojalá fuera así, pero si no, deberemos mirar hacia adelante y dejar atrás todos los lastres y óbices.

Un peligro evidente es que el Otro Diálogo termine siendo un espacio burocrático ajeno a la participación popular. Por supuesto, no puede convertirse en un trabajo asambleario, tumultuaria, porque eso atentaría contra la eficiencia del intento. Durante un tiempo prudencial ha de ser un espacio eminentemente representativo y ocupado por los factores políticos involucrados, sin ceder a alguna tentación ultrademocråtica que se convierta en rémora y no en impulso. Pero por otra parte, una vez que se llegue a los acuerdos mínimos que conformen ya un cuerpo coherente que preestablezca la convivencia pacífica de los factores políticos, convendría someter ese instrumento al arbitrio popular por medio de un referéndum aprobatorio que sin duda despertaría gran interés nacional e internacional. Imagino la gran diversidad y novedad que tendría un referéndum tal, sería un acontecimiento inédito e histórico que tendría la victoria asegurada. Seguiré abordando eventualmente el tema del Otro Diálogo y haré nuevas propuestas si se me antoja pertinente.

Etiquetas: ; ; ; ;