Los manifestantes se manifestaron el domingo en la Base de la Coalición Internacional de Estados Unidos, cerca de la aldea de Tel Arqam, en el norte de Siria, por temor a una ofensiva turca en territorio controlado por los kurdos.

Los manifestantes, predominantemente de la ciudad kurda de Ras al-Ayn, marcharon varias millas para llegar a una base ubicada en la frontera con Turquía. Los manifestantes presentaron una petición pidiendo a las fuerzas de la coalición que detengan la supuesta operación turca.

El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, había dicho que su paciencia se estaba agotando debido a los retrasos en una zona de amortiguación propuesta entre las fuerzas estadounidenses y turcas en el norte de Siria.

En la marcha, se podía escuchar a los manifestantes cantando: «Abajo la ocupación» y «Di ‘no’ a la ocupación turca de tierras sirias».

En una breve entrevista, un manifestante con una bandera con símbolos del Partido de la Unión Democrática del Kurdistán (PYD), declaró: «A los turcos no les gustamos. Dicen que van a atacar a Rojava».

La operación planeada tiene como objetivo eliminar las fuerzas kurdas respaldadas por Estados Unidos de la región, grupos que Turquía considera terroristas.

Fuente

Etiquetas: ; ; ;