Rusia está lista para actuar como mediadora en el conflicto en el noreste de Siria, donde Ankara ha lanzado su Operación Primavera de Paz contra los kurdos. Sin embargo, Moscú no planea interferir en el conflicto. Las Fuerzas Armadas turcas y el «Ejército Nacional Sirio se han embarcado en la destrucción de lo que llaman «el corredor del terrorismo» en las fronteras del sur de Turquía. Los expertos entrevistados por Izvestia dicen que a pesar de su retirada oficial del territorio kurdo, Washington continuará ayudando a estas unidades armadas con armas. En el peor de los casos, esto podría desestabilizar la región.

Según el presidente del Comité de Asuntos Exteriores del Consejo de la Federación de Rusia (la cámara alta del parlamento), Konstantin Kosachev, este choque podría provocar una nueva escalada y Washington, una vez más, está actuando como un factor desestabilizador importante aquí. «Siempre tienen su propia agenda, como poner fuerzas específicas en el poder, que son leales a los estadounidenses y tienen su propia visión de cómo debe desarrollarse esta región», dijo el senador, subrayando que esto no es más que entrometerse en los asuntos internos de una nación, además de ser una violación del derecho internacional.

Al hablar sobre la amenaza del presidente estadounidense Donald Trump de «acabar con» la economía turca si las acciones de Ankara molestan a Washington, el director del Centro para el Estudio de la Turquía moderna, Yuri Mavashev, dijo al periódico que esto no debe tomarse en serio. «Este es un tipo de seguro para el futuro, en caso de que Ankara vaya demasiado lejos».

Los expertos entrevistados por Nezavisimaya Gazeta creen que la campaña de Erdogan en Siria es una bomba de tiempo. El politólogo turco Kerim Has dice que más adelante esto podría generar un creciente sentimiento de oposición dentro del ejército. «El desencadenante podría ser el deterioro en Siria, una ola de grupos yihadistas entrando en Turquía y la creciente cuestión kurda«, dijo el experto. Al referirse a la oposición hoy, señaló que solo el hecho de que los llamados partidos de oposición hayan respaldado la extensión de la presencia militar de Turquía en Siria durante un año indica que la oposición tiene grandes problemas y revela su relación real con las autoridades.

Fuente

Etiquetas: ; ; ;