Presidente de México, López Obrador, está preparando una reforma »de grandes proporciones» en justicia penal

Ante la violencia desenfrenada por drogas y los homicidios en niveles récord, el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador está preparando reformas de gran alcance del sistema de justicia de México para combatir la inseguridad y una cultura de impunidad, dijeron el lunes funcionarios.

Se espera que las reformas, elaboradas por la oficina del fiscal general y los asistentes presidenciales, se presenten en el Senado el miércoles y posiblemente se aprueben durante una nueva sesión legislativa que comienza en febrero.

Las agencias policiales mexicanas han sufrido varios reveses de seguridad pero siguen luchando desde que López Obrador llegó al poder hace un año, y su gobierno, que controla ambas cámaras del Congreso, está luchando para abordar la creciente inseguridad en todo el país.

La reforma enmendaría varios artículos de la constitución, crearía un nuevo código penal, establecería nuevos procedimientos, modificaría una ley existente que detalla los desafíos legales y cambiaría el marco legal de la oficina del fiscal general y sus reglamentos.

«Es una reforma amplia y muy ambiciosa», dijo a Reuters el senador Ricardo Monreal, líder legislativo clave del partido izquierdista Morena de López Obrador.

La ministra del Interior, Olga Sánchez, el ministro de Seguridad, Alfonso Durazo, el asesor judicial de López Obrador, Julio Scherer, y el fiscal general Alejandro Gertz asistirían a una reunión el miércoles para discutir la reforma, dijo Monreal.

Durante el año pasado, los mexicanos vieron cómo hombres armados del cártel se apoderaron temporalmente de una ciudad importante, incidentes en los que los soldados fueron atacados por bandidos fuertemente armados, así como la emboscada en noviembre de nueve miembros de una familia que incluía ciudadanos estadounidenses.

Fuente

Comentarios:

Cargando ...