Las negociaciones turco-rusas sobre Idlib terminan sin avances. Los ataques aéreos golpean a amigos turcos de Al Qaeda en Idlib

La segunda ronda de las conversaciones ruso-turcas sobre la situación en la provincia siria de Idlib terminó en Moscú el 18 de febrero. La delegación turca abandonó Rusia. Las partes no dieron a conocer ninguna declaración oficial sobre el resultado de las conversaciones, insinuando que no se logró ningún avance.

La agencia estatal Anadolu de Turquía informó lo siguiente en la agenda de las conversaciones:

Según fuentes diplomáticas, la delegación turca subrayó la necesidad de reducir rápidamente los combates y evitar un mayor empeoramiento de la situación humanitaria en la región.

Otro punto en la agenda incluye medidas que podrían tomarse en Idlib para asegurar la plena implementación de los acuerdos alcanzados bajo el memorándum de Sochi.

Un portavoz del partido gobernante de Erdogan afirmó que Ankara había informado oficialmente a Moscú sobre su política en el noroeste de Siria y una vez más amenazó a Siria con una agresión militar. Turquía busca rescatar a sus pequeños amigos de al-Qaeda en el Gran Idlib del avance del ejército sirio para intentar limitar la capacidad del gobierno sirio para restaurar el control del país devastado por los años de guerra.

Mientras tanto, la Fuerza Aérea Siria y las Fuerzas Aeroespaciales rusas llevaron a cabo una nueva ronda de ataques aéreos en posiciones de grupos vinculados a Al Qaeda en Idlib. Parece que las amenazas turcas no funcionan muy bien.

Fuente

Comentarios:

Cargando ...