Los manifestantes toman las calles de la capital de Eslovaquia, bloqueando carreteras para protestar contra la ley de la vacunación del Covid

Los manifestantes toman las calles de la capital de Eslovaquia, bloqueando carreteras para protestar contra la ley de la vacunación del Covid
Cientos de personas acudieron en masa a las calles de Bratislava y obstruyeron el tráfico en la capital, para protestar contra una ley recientemente aprobada que otorga a las personas totalmente vacunadas contra la Covid un acceso más fácil a los lugares públicos que los ciudadanos no vacunados.

Los manifestantes llegaron en masa a Bratislava el jueves, bloqueando carreteras clave y el palacio presidencial para demostrar su oposición a la reciente ley de vacunación contra el coronavirus. Varios de los manifestantes exigieron al gobierno y al presidente que devolvieran el poder al «pueblo», y otros advirtieron que la ley estaba creando una sociedad de dos niveles entre los no vacunados y los completamente vacunados.

La reciente legislación, aprobada el domingo por el parlamento y firmada por la presidenta, Zuzana Caputova, otorgó inmediatamente a las autoridades el derecho a imponer restricciones a las personas no vacunadas en caso de que la situación del coronavirus se agrave.

Los ciudadanos no vacunados deberían presentar una prueba de coronavirus negativa o mostrar una prueba de recuperación de la enfermedad antes de ingresar a establecimientos como restaurantes. Mientras tanto, los ciudadanos completamente vacunados contra Covid pueden ingresar a los espacios públicos más fácilmente al confirmar su estado de vacunación.

El primer ministro de Eslovaquia, Eduard Heger, expresó su preocupación por las protestas y comentó que «todos tienen derecho a expresar su opinión, pero deben hacerlo de forma cortés y sin restringir la libertad de los demás». Heger también advirtió que Eslovaquia está al borde de experimentar una tercera ola de infecciones por coronavirus y recomendó a los ciudadanos que actúen de manera responsable, ya que “lo que está en juego es la salud y la vida de sus seres queridos”.

La manifestación del jueves no es un incidente aislado, sino una continuación de las protestas que estallaron el viernes pasado. Los manifestantes se reunieron fuera del parlamento nacional en Bratislava, tratando de entrar a la fuerza y ​​arrojar huevos al edificio. La policía antidisturbios respondió lanzando gases lacrimógenos sobre los activistas.

Eslovaquia tiene uno de los números más bajos de personas vacunadas en Europa, con datos de la Universidad Johns Hopkins que sugieren que poco más del 35% de la población está completamente inoculada contra el coronavirus. Según una encuesta reciente, el 36% de los eslovacos no quiere vacunarse contra Covid. Desde el estallido de la pandemia, el país centroeuropeo ha registrado más de 392.000 casos de coronavirus. El número de muertos de Covid en Eslovaquia es de 12.536

Fuente

Comentarios:

Cargando ...