Lukashenko de Bielorrusia denuncia que Kazajistán enfrentó injerencia externa

Lukashenko de Bielorrusia denuncia que Kazajistán enfrentó injerencia externa
Destacó que la operación de paz de la OTSC fue exitosa y evitó que en esa nación ocurriera una revolución de colores.

El presidente de Belarus, Alexandr Lukashenko, denunció este sábado que Kazajistán enfrentó un intento de injerencia externa en sus asuntos y que este tipo de amenazas son comunes para la mayoría de los países del espacio postsoviético.

Durante una reunión con miembros del contingente de paz de la Organización del Tratado de Seguridad Colectiva (OTSC) que concluyeron su misión en ese país centroasiático, el jefe de Estado aseguró que Kazajistán sufrió un ataque coordinado de grupos terroristas previamente entrenados y con experiencia de combate.

Dijo que los organizadores de los violentos disturbios procuraban agudizar la situación en torno a las fronteras de Rusia y debilitar a este país.

Destacó que la operación de paz de la OTSC fue exitosa y evitó que en Kazajistán tuviera lugar una revolución de colores.

De acuerdo con medios locales de prensa, que citan a Lukashenko, la operación de paz fue desarrollada en detalle y durante una hora por los mandatarios de Rusia (Vladimir Putin) y de Belarus.

El líder bielorruso agregó que el rápido y coordinado envío de tropas mostró la disposición de los países miembros de la OTSC de defender de manera conjunta su soberanía.

El líder bielorruso agregó que el rápido y coordinado envío de tropas mostró la disposición de los países miembros de la OTSC de defender de manera conjunta su soberanía.

Valoró que el éxito de la operación de paz, con objetivos tan cruciales como salvaguardar vidas y mantener la seguridad de instalaciones estratégicas, permite aseverar que ese contingente puede cumplir cualquier tarea de manera eficiente.

A inicios de enero, tras el alza de los precios de los combustibles, se originaron en el suroeste de Kazajistán protestas que luego se extendieron a otras áreas del país pese a la cancelación de la medida y la dimisión del Gabinete.

Los violentos disturbios que sucedieron a estos hechos provocaron decenas de muertos, más de mil heridos y miles de detenidos.

En medio de ese panorama, el presidente kazajo, Kasim-Yomart Tokaev, solicitó a la OTSC, el pasado 5 de enero, enviar fuerzas de paz. Estas comenzaron la retirada a sus bases este viernes.

La OTSC se creó en 2002 y la conforman Armenia, Belarus, Rusia, Kirguistán, Tayikistán y Kazajistán.

Fuente