‘Hezbolá, el mayor obstáculo para la normalización de Israel; Los palestinos no permitirán la profanación de al-Aqsa

 

'Hezbolá, el mayor obstáculo para la normalización de Israel; Los palestinos no permitirán la profanación de al-Aqsa

 

El vicepresidente del Consejo Ejecutivo de Hezbollah, Sheikh Nabil Qaouk, ha confirmado que la resistencia (del Líbano) es el mayor obstáculo para los proyectos de normalización con el régimen del apartheid israelí, señalando que es el israelí Benjamin Netanyahu quien debe temer a la resistencia, no al revés.

Dijo que la declaración del régimen israelí de que no está listo para enfrentar a Hezbolá en el Líbano es “un logro para la resistencia”.

Sin embargo, señaló que “la incapacidad del enemigo para enfrentarse a Hezbolá ha llevado a los enemigos del Líbano a apostar por crear el caos dentro del Líbano”.

Al comentar sobre el statu quo en el Líbano y la necesidad de un presidente fuerte que pueda enfrentar los obstáculos que enfrenta el país árabe, explicó: “El país está en un estado de caos, y lo que se requiere es elegir un presidente cuya prioridad sea salvar el país de lo peor y del colapso total”.

Israel lanzó dos guerras contra el Líbano en la década de 2000. En ambos casos, se vio obligado a retirarse tras sufrir una humillante derrota a manos de Hezbolá. También recientemente en octubre, funcionarios israelíes dijeron que el régimen se vio obligado a arrodillarse frente a Hezbolá después de firmar un acuerdo de fronteras marítimas que demarcaría la frontera marítima sur del Líbano y le permitiría extraer su petróleo y gas natural.

Casi al mismo tiempo, los medios israelíes dijeron que el acuerdo fortalece la posición de Hezbollah a nivel nacional, enfatizando que Hezbollah ha demostrado una vez más que puede lograr sus objetivos políticos y estratégicos en el Líbano y la región gracias a su fuerza militar que no se puede debilitar.

‘Los palestinos no permitirán la profanación de al-Aqsa’

En una nota aparte, el predicador de la mezquita de al-Aqsa, el jeque Ekrima Sabri, dijo que el pueblo palestino no permitirá que los colonos israelíes profanen la mezquita de al-Aqsa.

Condenó las declaraciones del jefe del partido extremista Otzma Yehudit, Itamar Ben-Gvir, calificándolas de “racistas e inaceptables”.

Ben-Gvir, quien se convertirá en el ministro de seguridad de Israel, se comprometió a cambiar el statu quo en la mezquita de al-Aqsa. También prometió cambiar las instrucciones de disparar contra los palestinos y legalizar los asentamientos ilegales en Cisjordania.

Sheikh Sabri responsabilizó a Israel por las declaraciones de Ben-Gvir. Señaló que sus amenazas conducirían a una escalada de los ataques israelíes contra los musulmanes en la mezquita de al-Aqsa.

“El pueblo palestino continuará defendiendo la Mezquita de al-Aqsa contra cualquier violación”, dijo, y señaló que enfrentarán los ataques provocadores de los colonos ilegales israelíes en el lugar sagrado.

Más temprano el lunes por la mañana, hordas de colonos judíos irrumpieron en la mezquita de al-Aqsa bajo la estricta protección de las fuerzas israelíes, mientras que los ciudadanos árabes de la Palestina ocupada de 1948 intensificaron su presencia en el lugar sagrado para protegerlo de la profanación de los colonos.

Grupos de colonos extremistas planean lanzar incursiones masivas en la Mezquita de al-Aqsa el 18 de diciembre para celebrar la llamada festividad de Hanukkah.

 

 

 

Fuente